viernes, 17 de agosto de 2012

Medicamentos de Patentes vs Genéricos


Medicamentos de Patentes vs Genéricos

Primero que nada los medicamentos de patentes son aquellos por los cuales la sustancia activa del medicamento se registran por ser novedosos, que sean resultado de una actividad inventiva (estudios, pruebas en laboratorios etc.), así como tengan aplicación industrial. y que como resultado de su registro el Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial o su equivalente en otros países) les concede una protección para su explotación por un periodo de 20 años. Posterior a su vigencia estos pasan a ser de dominio general con la finalidad de beneficiar a la humanidad.

Por otra parte los medicamentos genéricos, son los medicamentos que utilizan la sustancia activa de las patentes que su registro (beneficio de explotación exclusiva) ya vencieron, por lo que dichas sustancias se encuentran al alcance y dominio del público en general. Lo que representa que cualquier laboratorio que cumpla con los requisitos necesarios que marca la Ley pueda reproducir la sustancia activa de las patentes vencidas pero con marcas diferentes.

                Sin embargo, los grandes laboratorios a nivel mundial han intentado a toda costa extender por otros 20 años la protección de sus patentes con el único propósito de seguir conservando el derecho de explotación exclusiva de las mismas, al menos en México no existe la figura jurídica de renovación de patente. Sin embargo dichos laboratorios han logrado conseguir por medio de juicios legales ante la Suprema Corte De Justicia De La Nación (SCJN) que se les brinde otro tipo de extensión de protección, es decir la SCJN ha reconocido que si a un medicamento patentado y con vigencia vencida con una sustancia, se le encuentra otra utilidad diferente a la que se había registrado, ésta estará sujeta a ser nuevamente registrable, pero ojo, ésta protección adicional solo será para la nueva utilidad descubierta y no para la utilidad ya vencida. Por lo que es un error asegurar que los medicamentos de patentes puedan lograr una vigencia más allá de la que les otorga la Ley.

                Un ejemplo de lo anterior es el sobre mencionado caso del sildenafil cuya marca comercial es el viagra, sin embargo la sustancia activa sildenafil para el tratamiento de la disfunción eréctil ya venció lo que hace que la sustancia activa pueda ser elaborada por cualquier laboratorio, sin embargo la empresa dueña de la patente “Pfizer”, pudo obtener una extensión de su patente en muchos países, mientras que en otros se limito a proteger que la misma sustancia activa tiene otras funciones y no solo para la disfunción eréctil, es decir otras utilidades, lo que en resumen la sustancia activa sildenafil puede ser elaborado como sustancia genérica, siempre y cuando sea utilizada para la disfunción eréctil, pero cuando dicho producto se utiliza para hipertensión arterial pulmonar o se igualan los métodos para la fabricación de este, se puede proceder legalmente contra de quienes invadan este registro mismos que Pfizer registro con la intención de obtener un prorroga de su patente de menos hasta el 2019, lo que es importante mencionar debido a que esta situación a llegado a litigios ante la suprema corte de Justicia, a razón de que muchos alegan la perdida de la novedad en la patente, tema que platicaremos en otra ocasión.

                En conclusión, si un laboratorio pretende o elabora productos genéricos, solo debe de cuidar que dichas sustancias activas hayan vencido su patente y ya sean de dominio público, para poder producirlas, pero recuerde que el éxito de su producto consistirá en otros factores, tales como; calidad, protección de la identidad de su producto (marcas registradas), imagen, laboratorio, entre otros. Por esa misma razón hacemos hincapié en que se acerquen que profesionales en materia de propiedad Industrial para que le den la mejor orientación así como la mejor protección.

Lic. Ismael Efraín Soto Monterde

1 comentario:

  1. Las personas que trabajamos en el sector farmacéutico desde hace años, sabemos que tanto los medicamentos genéricos (EFG) cómo los principios activos (formoterol, salmeterol, etc.) son igual de eficaces que los medicamentos “originales”, puesto que se fabrican con las patentes de los medicamentos que tienen más de 10 años. Además, tienen una gran ventaja, y es que al no tener que invertir en I+D el coste de venta es menor.

    ResponderEliminar